Temas Historia BAC
Antiguos temas BUP
Materiales Complementarios
Zona Multimedia
La Plaza'r Pueblo (Foro)
 
Temario 2º BAC PAU
 





Copyright © 2009 JCGG

Viste algún error? Quieres comentar algo?

   Los Austrias Mayores: Carlos I y Felipe II  

 

CARLOS I (1509-1516-1558)

Retrato ecuestre de Carlos de Habsburdo. Tizziano

La entronización en Castilla y Aragón de un mismo monarca es el fruto de una política de concentración de poder, desarrollada en torno a Carlos, que hace que recaiga sobre su persona el control de una enorme extensión de territorio.

Carlos I concebía el Imperio que caía en sus manos, no como una unidad férrea, sino como un conglomerado de territorios sobre los cuales tenia que mediar, que arbitrar.

Problemática del reinado de Carlos I.

Las guerras con Francia.- Comienzan como una reclamación sobre territorios que, según Carlos, le pertenecen; pero, lo que subyace es la lucha por la hegemonía en Europa, Fueron cuatro enfrentamientos en los que cabe destacar la captura del rey Francés, Francisco I, a manos de la tropa Imperial. Fue un tema no resuelto y qué volverá a tomar carta de presencia más adelante.

La cuestión luterana.- En 1503, dentro del Imperio, el luteranismo hace prosélitos, y Carlos, hombre nada intolerante, intenta desmontar la herejía mediante el dialogo que pasaba por la convocatoria de un Concilio, que llegó, pero tarde (Trento 1.534-1.563).

La guerra contra los turcos.- Rechazar los ataques turcos era, en el fondo, una cuestión de control sobre el Mediterráneo.

Conflictos sociales en la Corona Hispana (Comunidades: 1.520-23. Germanías: 1.519-24)

Desde la llegada de Carlos a Castilla, en 1517, sus relaciones con los súbditos no estuvieron exentas de tirantez. En contraposición a la educación recibida por su hermano Fernando, educado en la Península, Carlos desconocía por entero la idiosincrasia de los españoles y ni siquiera hablaba castellano. Su política como rey de Castilla-Aragón fue, desde el principio, inadecuada, entregando cargos políticos a personajes que le acompañaban desde Flandes, las cuales aprovecharon para cometer todo tipo de abusos (venta de cargos, evasión de dinero, etc,).

La situación estalla en el llamado movimiento comunero, que en esencia es una pugna entre realeza-nobleza-burguesía, en un intento por alcanzar la supremacía en una naciente España.

El movimiento comunero nace en Segovia (1.520), liderado por Padilla, Bravo y Maldonado. Sus principales reivindicaciones eran:

- Que en Cortes estuvieran representadas todas las tierras de realengo.

- Que el monarca eligiera corregidores de entre unas ternas propuestas por las ciudades.

- Que no se sacara moneda del reino.

- Rechazo a que los extranjeros ocuparan altos cargos administrativos.

Estas reivindicaciones nacen de:

  1. El mal gobierno de un rey extranjero que no habla español y da mayor importancia a los asuntos del Imperio que a los peninsulares y que protege a sus súbditos flamencos.

  2. La acaparación, por parte de los no españoles, de los cargos y órganos de gobierno hispano.

  3. La continua sangría económica que el monarca practicó a las Cortes castellanas para obtener "servicios" que gastaba en el exterior del país

Todas estas causas enfrentaran la política centralista del Estado con los intereses y privilegios de las ciudades.

Las primeras alteraciones se produjeron en Segovia y Toledo; en la primera de las ciudades fue asesinado el Procurador en Cortes por la ciudad, y el Cabildo declaró independiente a la comunidad del poder central, representado por Adriano de Utrech ante la ausencia del Monarca. Se redactó un manifiesto incitando a las ciudades a sumarse al movimiento y otro, dirigido al regente, en el que se recogían las peticiones.

Durante el verano del 1520 el movimiento se extiende por Zamora Guadalajara, Sería, Valladolid, León, Madrid, Ávila, Burgos, Palencia, Cáceres, etc.

Padilla se pone al frente del movimiento, constituyéndose la Junta Santa, integrada sólo por quince de las ciudades. El Emperador, desde Europa, intenta atajar el movimiento interpretándolo como una revuelta por razones financieras, por lo que rebaja los impuestos, al tiempo que deja de dar cargos relevantes a los flamencos. Se redujo el número de descontentos, pero el núcleo rebelde formó un ejército que se enfrentó a los defensores del Emperador: los nobles, mucho mejor preparados y organizados. En un intento de legitimar sus tesis, los Comuneros toman Tordesillas, lugar de residencia de la Reina Juana, a la que intentan convencer para que acepte la Corona de nuevo, la cual reniega la oferta para no provocar una guerra civil (esta postura de Doña Juana nos hace pensar que no estaba tan loca.

En 1521, en la batalla de Villlalar, derrotados los contingentes insurrectos, la mayoría de las ciudades integrantes del movimiento capitularon; sólo Toledo siguió fiel al movimiento; pero, sitiada y rota por las disensiones, acabó cayendo. El rey intentó castigar a los insurrectos; influido por sus nuevos colaboradores acabó siendo benévolo, conmutando las penas por multas y, más adelante, otorgando una amistía general –

Valoraciones del Movimiento Comunero:

Las Comunidades castellanas han sido valoradas desde muy distintos puntos de vista: desde catalogarla como la última de las rebeliones medievales, hasta tildarla de la primera revolución moderna, e incluso como el primer movimiento constitucional hispano.

Un estudio imparcial demuestra que no fue un fenómeno feudalizante, ya que se detecta la ausencia del apoyo nobiliar (muy contados y escasos); tampoco se encuentra en ello ningún carácter de corte liberal. En realidad representan el choque entre la nobleza y la oligarquía municipal; y por otro lado la oposición de esta oligarquía a la política centralista del monarca.

Las Germanías (Valencia: 1519-1524)

Las irregularidades en la administración, en manos de terratenientes, y las irregularidades en la administración de Justicia, provocaron la rebelión popular en Valencia. La Junta de los Trece envía un memorial al rey pidiendo justicia contra los nobles. Coincidiendo con una epidemia, la nobleza valenciana abandona la ciudad, momento aprovechado por los agermanados (hermanados) para tomar la ciudad bajo el pretexto de una amenaza turca

En base a una vieja legislación valenciana, el rey autoriza la formación de grupos armados, "legalizando" las germanías en 1520 como partidas de defensa. El ejemplo cunde rápidamente en base a la "legalización" y las germanías se difunden por todo el reino entre los años 1521-23.

Carlos encargó a su "abuelastra", Germana de Foix la represión del movimiento, lo cual realiza de forma bastante sangrienta. Pervivirá, anquilosado, un núcleo en Mallorca, que se radicalizará en sus posturas.

Los lideres del movimiento fueran un cardador, un tejedor y un alpargatero, con lo que se demuestra la diferencia con el movimiento castellano.

Valoraciones de ambos fenómenos.

Ambos atrajeron la mirada de Carlos sobre sus reinos más meridionales, provocando un cambio radical en su comportamiento político, que le lleva a identificarse, definitivamente y tras los reveses que sufre en su política europea, con el pueblo español, con lo que a partir de ahora se identifican los conceptos de España e Imperio.

Los reinos hispánicos con Carlos I.

En los años que se corresponden con el reinado del rey-Emperador Carlos, las tierras peninsulares estaban en buena parte desiertas y mal cultivadas, debido a la baja población. Al comienzo del siglo XVI la Península tenía un contingente poblacional cercano a los siete millones, cifra que ira creciendo hasta el siglo siguiente: Castilla recupera un 15% de su población, Aragón crece más lentamente. Se distribuye desigualmente: más en el centro que en la periferia. Aun dentro de Castilla existían diferencias: hay un movimiento migratorio con dirección norte-sur.

Política Internacional de Carlos I

Como ya se ha dicho, Carlos entendía su papel político como un todo; este punto de vista le valió enfrentamientos contra los adversarios de su política.

Pugna por el Mediterráneo Occidental.

La rivalidad de Carlos y Francisco de Francia dura dos décadas. Carlos trabaja en dos frentes: acabar con la piratería del Mediterráneo (Barbarroja) y contra Francia (que apoya cualquier Iniciativa contraria al Emperador.

Lucha por el dominio del Norte.

Tras el fracaso de su política mediterránea, Carlos se centra en el control del norte continental, teniendo como enemigo (como no!!) a Francisco I de Francia. Carlos deja a su hijo Felipe como gobernador de los reinos peninsulares mientras avanza en Europa, obligando a Francisca a firmar una paz que deja la situación como antes.

Estas acciones, más -el problema religioso de la Reforma- complicaran la política del Emperador, que tenía que trabajar en múltiples frentes al mismo tiempo.

Balance de la gestión Imperial.

Carlos fue el último gran Emperador europeo. Su ideal fue la unidad de la cristiandad. Trató de acomodar la situación de la Iglesia a los nuevos tiempos. Gobernó personalmente incorporó la Corona de Castilla-Aragón, definitivamente, a la política europea.

El relevo de la gestión Imperial: Yuste 1556.

En sus últimos días de acción imperial, Carlos trata de cambiar su política para conciliarse con los factores Imperiales; pero, la no participación de su hermano Fernando, y la oposición francesa, dan al traste con su intento de unir Inglaterra a los intereses hispanos mediante la boda de Felipe con María (hija de Enrique VIII).

Harto, Carlos se manda construir un palacio-monasterio en Yuste (Cáceres) al que se retira tras abdicar doblemente: de su Corona Imperial y de los reinos peninsulares. Su hijo, Felipe II, le sucederá en todos sus reinos excepto en el Imperio.

FELIPE II ( 1556-1598)

Sus preceptores fueron elegidos por su padre, quien a los doce años le entregaba, en su ausencia, el cargo de Gobernador de Castilla (1539); pero, será diez años después cuando Felipe entre de lleno en el mundo de la política de Estado, tema que había aprendido directamente de su padre.

Felipe hereda de su padre los territorios siguientes:

  • La Corona de Castilla (incluyendo su extensión americana).

  • La Corona de Aragón.

  • Las grandes Islas del Mediterráneo.

  • Nápoles y Sicilia.

  • Puntos de la costa toscana.

  • Presidios de la casta africana.

  • Países Bajos.

  • Franco Condado.

 

Los puntos débiles de su Imperio

La diversidad de los pueblos que regía y la falta de conexión creada por la dificultad de las comunicaciones le acarrearán continuos problemas. En la Península Ibérica, se vive un clima de guerra continua dada la cantidad de fronteras a defender.

Con la abdicación de su padre, la paz europea ha empezado a crearse, pero el nuevo rey de Francia, Enrique II, se alía con el papado para la excomunión del rey de España cosa que llega a hacerse, pero que la intervención del Duque de Alba paraliza.

Tras este hecho, Felipe va ganando terreno político aunque económicamente su Imperio esté cada vez más debilitado, debido a las deudas heredadas del reinado de su padre.

Francia y España pactan la paz (Cateau-Cambresis 1559) ya que la guerra no era más que un enorme gasto para ambas partes.

Tras la paz, Felipe quiere la reapertura del Concilio de Trento, idea nacida bajo Carlos, pero a la que el Papado y el Imperio se niegan ya, que presuponen una preeminencia española en él. El Concilio finalmente se reanuda bajo control ideológico y numérico español: es el Concilio de la Contrarreforma.

Frentes de acción de Felipe II.

  • Mediterráneo

Ante la amenaza turca se crea la Liga Santa, que derrota a los turcos en Lepanto (1571.

  • Atlántica

Las incursiones inglesas en el Atlántico merman el comercio hispano americano, base de la existencia del poderío hispano. Para ello se creará una Gran Armada que intentará acabar con el problema)

  • Interior

Las nuevas circunstancias abren viejas heridas sociales. En Las Alpujarras (Granada) la minoría morisca se subleva. Juan de Austria será el encargado de sofocar la revuelta.(1568-71).

  • Eeligiosos

El Calvinismo gana adeptos en los PPBB.

  • Países Bajos

Las actuaciones encaminadas a reducir la resistencia resultan desmedidas y crean mayores problemas. El problema acabará en 1598 con la renuncia a la soberanía.

  • Portugal

Su doble ascendente portugués hace que recaiga sobre él este reino (1581).

  • La armada Invencible

Ya Carlos V soñó con la creación de un bloque de poder al Norte de Europa, y tal fue la finalidad del matrimonio de Felipe con la reina inglesa María Tudor; pero, la muerte de la reina sin descendencia dio al traste con estas expectativas. Con la nueva monarca (Isabel), Inglaterra se convierte en una amenaza para la Monarquía Católica, al patrocinar a los corsarios y apoyar a los insurrectos flamencos. Se esgrime también la causa católica contra el anglicanismo protector de los luteranos y calvinistas; y el propio papado apremia a Felipe para que, como máximo monarca de la cristiandad, intervenga como vengador del asesinato de María Estuardo`

Felipe veía tres estrategias posibles::

1. Acción simultánea flota- ejército.

2. Reunir un ejército cerca del Canal y mandar un señuelo a otro puerto distinto del elegido.

3. Dirigir un ataque-reclamo contra Irlanda e invadir por el otro flanco.

4. Ataque sorpresa. 

 Felipe encargaba al Marqués de Santa Cruz un plan, y éste se decide por la tercera vía. El ataque se iniciaría el verano del 1587 y partirían desde Lisboa dos flotas: la de Santa Cruz y la de Medina Sidónia. Santa Cruz reflexiona y no ve rentable la acción si no hay aliados o si alguien supiera de los preparativos. Medina Sidónia modifica los planes de Santa Cruz, por la que el rey se encuentra con dos posibles planes. Conociendo el personalismo con que Felipe II llevaba a cabo sus acciones no extraña el doble juego del monarca con Santa Cruz y Medina Sidónia: a ambos parece prometer escoger su plan, cuando en verdad tiene otro: montar la Armada en Lisboa con el pretexto internacional de controlar los PPBB, salir hacia Flandes (donde recogería al ejército del Duque de Parma) e invadir Inglaterra entrando por Londres (Támesis). Se conjugan asi todas las posibilidades. Inglaterra se teme algo, pero las continuas aseveraciones de que la Armada no va contra Inglaterra y la desunión del Consejo de Isabel, que parece optar por un "Wait and see", dan ventaja al que actúa (Felipe) frente al que se defiende (Isabel. El monstruo burocrática español se pone lentamente en marcha: los pasos son demasiado lentos para una acción sorpresa, los preparativos no se coordinan, los efectivos se sublevan, las comunicaciones son lentísimas y la burocracia, junto con el deseo de Felipe de estar al frente de cada decisión que hay que tomar, lo entorpece todo (el 24 de Octubre de 1585 Felipe declara estar dispuesto para la invasión. La Armada zarpa el 30 de Mayo de 1588.

El resultado de la acción es un fracaso achacable a varios factores:

  • Lo obsoleto de la táctica bélica diseñada.

  • Las continuas demoras.

  • La versatilidad de la flota inglesa.

  • El desconocimiento geográfico de la zona (corrientes)

El Estado de la Economía,

Los dos períodos estudiados se caracterizan por tener en los ingresos procedentes de los metales americanos su principal fuente de riqueza. Carlos I hipotecó estos ingresos, dejando ingentes deudas a Felipe, que se vio forzado a declarar tres bancarrotas: 1.557,1.575,1.597.

Durante todo el siglo XVI, la actividad económica mantenida con las Indias va a enriquecer a la Península. Sevilla ejercerá el monopolio de este trato, la que hará que tanto la ciudad, como por extensión Andalucía, atraigan a grandes capitales europeos, muchos de los cuales se encuentran aquí desde mediados del siglo XIII. Participan así los extranjeros en el negocio del tesoro americano, que incluye contratos para el comercio de esclavos negros.

La estructura social, basada casi exclusivamente en la propiedad de la tierra, tendía a concentrarla en unas pocas familias poderosas; el mayorazgo había sido el medio, y éste se convirtió en un derecho civil en base a las

 

La Economía.-

El contrabando dejó muy pocos beneficios en el interior del país, y estos contribuyeron a desarrollar la llamada "Revolución de los precios, fenómeno que comienza su declive en el XVI-XVII cuando comienza a flaquear la llegada de ingresos; pero los precios se mantienen, lo cual rebaja sensiblemente el nivel de vida del país, que se sume en la ruina no queriéndose reconocerlo. La punta del Iceberg la podemos encontrar en la novela del XVII español, en la llamada picaresca, fruto de una época difícil en la que la miseria azota al mayor Imperio de la cristiandad.

Los envíos de plata americana decaen escalonadamente desde mediados del XVI. Las causas:

  • Descenso de la productividad de las minas.

  • Desvío de los cargamentos (piratería.

  • Aumento del consumo de plata en la propia América.

  • Comercio directo con Europa (contrabando)

  • Comercio con Asia (Navío de Filipinas.

Paralelamente a este proceso, en la metrópolis aumenta el "consumo" de plata; el desfase es fácilmente comprensible.

Como queda patente, gran parte del por qué de la caida del Imperio español se debe a la gestión de los llamados Austrias Mayores (Carlos I y Felipe II). La coyuntura heredada por los restantes Austrias (los llamados Menores: Felipe III, Felipe IV y Carlos II) condicionó totalmente su tarea.

 

Para comentarios: jcguardiola@hotmail.com

(c) Juan Carlos Guardiola y Lourdes Guerrero-Strachan  1999-2009